06-11-18 |

El fútbol argentino sumó un muerto más a su lista negra

Comentarios

0

Un joven de 20 años murió este domingo por la noche al recibir una pedrada en la cabeza durante un enfrentamiento entre facciones de la barra brava de Gimnasia y Esgrima de Jujuy, luego del partido ante Deportivo Morón, informaron fuentes policiales.

 

 

La víctima fue identificada como Martín González, quien falleció en el lugar debido a la gravedad de la lesión.

 

El hecho ocurrió alrededor de las 21 en la esquina de Incahuasi y Bárcena, en el barrio San Pedrito, una vez finalizado el cotejo que Gimnasia de Jujuy y Deportivo Morón igualaron 1-1 por la novena fecha del torneo de la B Nacional.

 

Según testigos, en un momento se originó una disputa que comenzó con provocaciones y corridas entre dos grupos de hinchas locales, con piedras y objetos contundentes que volaron por el aire, uno de los cuales impactó de lleno en la cabeza de González, quien falleció en el lugar por efecto del fuerte golpe de la pedrada.

 

La policía investiga si el joven tuvo intervención directa en el episodio y si pertenecía a algunos de los grupos que habitualmente va a alentar al “Lobo” jujeño cuando juega en su estadio del barrio Luján.

 

Aún resta que se realice la autopsia al cuerpo para determinar las lesiones y causas de deceso. Según la policía, no hay detenidos hasta el momento.

 

Como una cruel mueca del destino, desde que Mauricio Macri anunció que deseaba que las finales de la Copa Libertadores se jugaran con público visitante, la violencia en el fútbol le recordó lo lejos que estamos de volver a vivir esa fiesta: dos muertos y decenas de heridos contabilizó en las últimas 48 horas el deporte más popular de los argentinos, en el fin de semana más sangriento de todo el 2018.

 

El raíd que había comenzado en la madrugada del sábado, con el asesinato de un hincha de Unión adentro mismo del club, producto de la interna de la barra, tras el empate 2 a 2 contra Patronato, siguió con los incidentes en Quilmes con la parcialidad de River, cuando muchos integrantes de la segunda línea de la barra intentaron ingresar con entradas truchas después de haber revendido las buenas, y fueron reprimidos por la Policía.

 

También en la tribuna hubo un incidente menor cuando la facción oficial de la barra divisó a un integrante del grupo disidente e intentó molerlo a palos hasta que actuaron los uniformados. Y todo terminó de la peor manera ayer a la noche, con otra víctima fatal: al término del encuentro entre Gimnasia de Jujuy y Deportivo Morón por una nueva fecha de la B Nacional, la lucha por el poder en la tribuna del Lobo Jujeño se cobró la vida de Martín González, un adolescente de 17 años.

Share This: