11-01-18 |

El municipio plantó batalla contra las “mafias” que rodean a los vendedores ambulantes

Comentarios

0

Comenzó el ordenamiento del comercio ambulante en la zona de la vieja terminal y desde el municipio manifestaron que los operativos se están tornando difíciles porque se trata de un espacio con muchas irregularidades, hay empleadores que tienen hasta quince puestos.

 

 

Una vez más la venta ambulante se encuentra en el ojo de la tormenta; la municipalidad consiguió regularizar la situación de quienes se ubicaban en la zona céntrica pero ahora van por el ordenamiento de la parte más complicada, la zona de la vieja terminal.

En este sector de la ciudad confluyen una gran cantidad de comercios, así como de puestos de ventas en la vía pública que compiten de manera desleal al no cumplir con los requerimientos que se les solicita. Al respecto se refirió el Secretario de gobierno de la municipalidad, Gastón Millón, “sacamos algunos puestos que no estaban regularizados, puesteros que están sobre el río, cabecera del puente Lavalle, muchos tenían deudas con el municipio y otros ni siquiera tenían permisos o tenían los que se habían entregado por la vieja dirección de control comercial”.

Durante los operativos indicó que se encontraron con personas que no residen en San Salvador, con quienes venden productos que no están permitidos e incluso con “mafias” que tienen hasta quince puestos en distintos puntos de la ciudad y que pertenecen a empleadores de buen pasar económico.

“Es difícil equilibrar el comercio formal del ilegal, en muchos casos hay mafias que pagan o subcontratan empleados y que tienen hasta 15 carros. Hemos conseguido regularizar a vendedores del casco céntrico, seguiremos ahora con la zona de la vieja terminal, muchos no son de Jujuy capital y venden productos no permitidos” dijo el funcionario.

Uno de los puntos que genera más problemas, es la libre utilización del espacio público que los comerciantes ejercen, apuntó Millón. Días atrás se conoció el caso de que un puesto de venta tuvo que ser levantado por obstruir una rampa para discapacitados, algo que está totalmente prohibido.

Share This: