06-09-17 |

“Hay un plan de reordenamiento del tránsito que se viene trabajando desde hace muchos años”

Comentarios

0

Guillermo Marenco en charla con Lea. El Secretario de Servicios Públicos de San Salvador de Jujuy explica los cambios de sentido que presentarán calles próximas al microcentro. Además, pide que los ciudadanos adoptemos cambios en nuestras actitudes durante la circulación en la vía pública. Cómo sigue el PIRTRA hacia fin de año.

 

 

 

¿Cuáles son los cambios que veremos a partir de este miércoles en calles en San Salvador de Jujuy?

Esto es algo que tiene ver con un plan que viene segmentado en distintas etapas, esta es la quinta etapa del PIRTRA, que es el Plan Integral de Reordenamiento del Tránsito, que tiene que ver con una realidad que no se puede cambiar en uno de los aspectos: la infraestructura de la ciudad es una sola, las calles son estrechas, las veredas son agostas.

Heredamos un ingreso inconcluso a la ciudad, el proyecto que tenía en su momento, cuando se hizo Avenida General Savio, tenía un sistema de resolución a la altura de la cárcel, que era abarcativo hacia Plaza Italia y Plaza de Los Inmigrantes que nunca terminaron, y esa obra quedó inconclusa y heredamos un conflicto de tránsito en la zona del Puente Tucumán, que es la antítesis de lo que dicta la urbanística.

Pero dentro de lo que es la facultad del Municipio, se viene trabajando en este reordenamiento del tránsito y, justamente con el hecho de los tres puentes que ya se inauguraron, el Puente Moreno, el Puente Azurduy y el Puente Bicentenario, es parte de ese plan, todo el mundo sabe que el Intendente “Chuli” Jorge viene tramitando desde el año pasado en Nación la construcción del puente, que sería el que uniría a futuro, si se llega a dar la aprobación, uniría calle Alberdi con Avenida Pueyrredón, y partir de ahí empezaríamos a tener una solución definitiva.

En el medio de eso, tenemos que ir tratando de realizar los estudios de prefactibilidad para realizar medidas paliativas que puedan ir atenuado la situación, de ahí surge el tema de la inversión del sentido de circulación de calle Bustamante y de calle Alberdi, para generar una vía de escape desde el micro centro, a través de calle Bustamante, Puente Bicentenario, Uriondo, en esta primera etapa, y la segunda etapa, que la lanzaríamos a partir del 13 de septiembre, que sería la inversión de calle Alem.

Para que la gente, por ahí, se ubique más familiarmente, calle Alem es la circula delante de la cárcel y que ingresa a la ciudad, al corazón de lo que es el barrio Gorriti. Esta arteria, la Alem, a partir del 13 va a tener una inversión de su sentido de circulación desde República de Siria hasta Avenida Savio.

Entonces, qué es lo que estamos generando nosotros, los estudios de prefactibilidad que tenemos nosotros, llevados a cabo durante dos años y promediando el día a día, nos da un flujo vehicular de, aproximadamente, ochocientos vehículos en horario pico, saliendo de la ciudad.

 

¿Esto genera conflicto de tránsito?

Provoca un conflicto muy grave, entonces estamos generando, ya con el hecho de haber transformado la calle Canónigo Gorriti, la que pasa delante de la Legislatura, que conecta con Puente Gorriti, en doble mano, justamente, buscando una vía de desagote del microcentro.

Entonces, vamos a tener, a partir de ahora, la posibilidad de salir por Canónigo Gorriti, trasuntar por República de Siria, llegar a Alem, girar a la izquierda y salir, directamente, a Avenida La Bandera. Con Bustamante va a pasar lo mismo, se va a agarrar Bustamante, seguir por Uriondo, llegar a la Alem y salir en busca de la Avenida Savio.

¿Y para ingresar a la zona céntrica desde Avenida Savio?

Es la medida más fuerte que vendrá después, que es darle un solo sentido de circulación al Puente Tucumán, que va a ser solamente de ingreso al centro, únicamente para ingresar a la ciudad.

Debo decir que todos estos cambios que se vienen son una prueba piloto, por suerte todas las pruebas piloto que venimos realizando nosotros, después las terminamos efectivizando porque los resultados siempre han sido positivos; y esperamos que esta prueba piloto nos de los resultados que nosotros tenemos previstos.

Aunque hay que tener en cuenta que suele pasar que en los papeles, en los estudios previos, se obtienen resultados que después la realidad te los cambia en algún porcentaje, para mejor o para peor. Sí, lo que hicimos nosotros siempre es aceptar los resultados de los planes piloto y, cuando hay que hacer cambios, los asumimos y los hacemos.

Es una medida fuerte, estamos hablando de ochocientos vehículos, por ende vamos a necesitar de la ayuda, de la comprensión, de la colaboración de los usuarios, de los automovilistas, en la plena convicción de que el crecimiento del parque automotor en San Salvador de Jujuy cada día es mayor, las calles no se pueden ensanchar, no se puede ampliar la infraestructura.

 

El Municipio propone medidas para mejorar el tránsito, ¿pero le cabe al vecino jugar algún papel?

Sí. Porque tenemos que empezar, nosotros, los usuarios de la vía pública, los que conducimos, los que estamos circulando, empezar a cambiar nuestros hábitos; por ahí, la gente va a tener que empezar a usar un poquito más el transporte público de pasajeros y a caminar un poquito más, también.

Como para tener un dato, nosotros lo veíamos en Tecnópolis, adonde concurrió más de un millón de personas; nosotros decíamos en el equipo nuestro de Servicios Públicos que eso era un desafío de generar la cobertura de un Boca – River todos los días; creo que estuvimos a la altura de las circunstancias, recién acabo de recibir felicitaciones por parte de la gente de Tecnópolis Federal, con un mensaje espectacular para la gente de Servicios, para la gente de Tránsito y Transporte.

Y el hecho más descollante fue el último día de Tecnópolis, que logramos evacuar las casi sesenta mil personas que había dentro del predio en cincuenta y ocho minutos. Eso, para nosotros, fue algo muy fuerte que quiere decir que con el correr del tiempo, los desafíos que nos vienen imponiendo tanto el Gobernador como el Intendente en estos megaeventos, estamos a la altura de las circunstancias, vamos adquiriendo la experiencia necesaria y nos vamos animando a encarar estos desafíos.

 

¿En el futuro habrá más cambios así?

Casi hacia fin de año, vendría el cambio de Otero, hoy estamos trabajando en la zona de la rotonda, estamos trabajando en una fuente ornamental muy bonita que va a ir ahí, donde convergen Otero, Urquiza, Salta, Güemes, Fascio y el puente. Esa rotonda se está transformando en una fuente ornamental que va a quedar muy linda, que la idea es tenerla inaugurada para fin de año y aprovechar esa inauguración, el cambio de sentido de circulación de Otero, en algo que viene enlazado con el Plan Circular de Transporte.

Porque si todo esto da resultado, teniendo un solo sentido de circulación del Puente Tucumán, alargaríamos las líneas de transporte por Martiarena hasta Italia, para ir por Belgrano, luego Argañaraz hasta la Urquiza.

Lo que el vecino tiene saber, es que hay un plan de reordenamiento del tránsito que se viene trabajando desde hace muchos años y, como todos los cambios, se viene haciendo en forma pausada, paulatina, meditada, porque convengamos que los jujeños no estamos preparados para cambios muy fuertes, entonces tratamos de hacer las cosas de la forma más pausada.

Hablando del cambio en Canónigo Gorriti, persiste la imprudencia de doblar a la izquierda en San Martín, en Independencia y en Avenida 19 de Abril, ¿cómo se cambia eso?

Hay que seguir trabajando, no bajar los brazos, es un cambio generacional y es un cambio cultural. El argentino es un infractor por excelencia y los jujeños somos, por ahí, un poquito “más argentinos”.

¿Será un problema de pocas sanciones?

No, no. Las sanciones están, por ahí hay gente que se está desayunando recién con esto y les están llegando las multas, las fotomultas, que hacen todo tipo de planteos, que cuestionan, que hacen duros embates hacia mi persona, que la fotomulta sale con mi firma.

Pero yo sólo soy un funcionario que debo cumplir con mis obligaciones y, por ahí, lo que pasa es que antes se amonestaba, pero lamentablemente, ahora las cosas han cambiado, tenemos el sistema SICAM, que es un sistema de fotomultas conectado directamente a la Agencia Nacional de Seguridad Vial y las multas ya no pasan por ningún escritorio en Jujuy, van directamente a Agencia Nacional y, de Agencia Nacional viene la notificación directamente al infractor y a la base de datos del Juzgado de Faltas Municipal.

Todo ese tipo de medidas que se han ido tomando, justamente son tendientes a generar una mayor conciencia, una mayor responsabilidad respecto al uso de la vía pública. Porque la verdad que no da para tener un inspector en cada esquina y un inspector para cada habitante de Jujuy, las 24 horas.

Por ahí es fácil decir que “Tránsito no hace esto, Tránsito no hace lo otro”, pero y nosotros, como ciudadanos, ¿qué hacemos? ¿Estacionamos donde tenemos que estacionar? ¿Cruzamos el semáforo en verde o de vez en cuando lo cruzamos en rojo? ¿Cruzamos por las esquinas, no cruzamos por las esquinas? Y no importa si la senda peatonal no está visible, la Ley dice “por senda peatonal y o esquina”; es taxativa la Ley.

Pero a la hora de no reconocer los errores que tenemos como usuarios de la vía pública, somos los campeones mundiales de las excusas.

Entonces, nosotros tenemos nuestra responsabilidad, la conocemos, la tratamos de llevar adelante lo mejor posible, pero en este tema del uso de la vía pública, yo siempre digo que son responsabilidades compartidas; nosotros tenemos la responsabilidad de generar un ordenamiento, pero lo mejor que debería existir es el respeto entre los ciudadanos.

 

Share This: